miércoles, 31 de octubre de 2012

La Biblia: contradicción o complemento.


La Orotava, Tenerife, 17/12/2009.
      

¿Porqué las genealogías de Jesús son tan diferentes en Mateo y en Lucas?

  La genealogía de Jesús es dada en dos lugares de la Escritura, en Mateo capítulo 1 y en Lucas capítulo 3, versos 23-38. Mateo traza la genealogía desde Jesús hasta Abraham. Lucas traza la genealogía desde Jesús hasta Adán. Sin embargo, hay una buena razón para creer que Mateo y Lucas de hecho trazaron genealogías enteramente diferentes. Por ejemplo, Mateo dice que el padre de José fue Jacob (Mateo 1:16), mientras que Lucas dice que el padre de José fue Elí (Lucas 3:23). Mateo traza la línea a través de Salomón el hijo de David (Mateo 1:6), mientras que Lucas traza la línea a través de Natán, hijo de David (Lucas 3:31). De hecho entre David y Jesús, los únicos nombres que las genealogías tienen en común son Salatiel y Zorobabel (Mateo 1:12; Lucas 3:27).
  ¿Cuál es la explicación para estas diferencias? Algunos señalan estas diferencias como evidencia de errores en la Biblia. Sin embargo , los judíos eran meticulosos guardadores de registros, especialmente en lo concerniente a las genealogías. Es inconcebible que Mateo y Lucas pudieran registrar dos genealogías del mismo linaje completamente contradictorias. Nuevamente, desde David hasta Jesús, las genealogías son completamente diferentes. Aún es posible que la referencia a Salatial y Zorobabel se refiera a diferentes individuos que tenían los mismos nombres. Mateo dice que el padre de Salatiel era Jeconías, mientras que Lucas dice que el padre de Salatiel fue Neri. Habría sido normal para un hombre llamado Salatiel el nombrar a su hijo Zorobabel en razón del nombre de individuos famosos (ver los libros de Esdras y Nehemías).

   Otra explicación es que Mateo está trazando el linaje primario, mientras que Lucas lo traza tomando en consideración los casos de “matrimonios por levirato” si un hombre moría sin tener hijos, era una tradición, que su hermano se casara con la viuda y tuviera un hijo que preservara el nombre del que murió. Mientras que esto es posible, esta opinión no es muy viable, ya que cada generación desde David hasta Jesús tendría que haber tenido un “matrimonio por levirato” a fin de explicar las diferencias en cada generación. Esto es altamente improbable.

 Tomando en consideración estos conceptos, la mayoría de los eruditos bíblicos conservadores asumen que Lucas registra la genealogía de María y Mateo registra la de José. Mateo sigue el linaje de José (el padre legal de Jesús), a través de Salomón el hijo de David, mientras que Lucas sigue el linaje de María (familiar sanguíneo de Jesús), a través de Natán el hijo de David. No había la palabra griega para “yerno” y José pudo haber sido considerado como un hijo de Elí por haberse casado con María, la hija de Elí. A través de ambas líneas, Jesús es un descendiente de David y por lo tanto elegible para ser el Mesías. El trazar una genealogía por el lado de la madre es inusual, pero igualmente lo fue el nacimiento virginal. La explicación de Lucas es que Jesús fue el hijo de José “según se creía” (Lc. 3:23).
    La genealogía de Jesús es dada después de su bautismo. Esta genealogía es estrictamente personal y viene por su ascendencia de María, ya que Lucas presenta al Hijo de Dios como el Hijo del Hombre, que nació de su madre virgen María. Se trata de la descendencia lineal de María presentando la descendencia sanguínea de Jesús, que era según Romanos 1:3 “De la descendencia de David según la carne”. Por las costumbres judías la descendencia de María estaba a nombre de su esposo, ya que José era “hijo de Elí”, es decir su yerno. Sabemos que el padre de José, como dice en Mateo se llamaba Jacob. 
[1]
En Lucas la genealogía de Jesús llega hasta Adán porque se trata de explicar o demostrar su ascendencia humana. También era muy necesario confirmar las escrituras, que el Mesías tan esperado debía ser hijo de David y también su heredero real. Eso está escrito en 2 Samuel 7:12, 13, en Romanos 1:3 y en Hechos 2:30, 31.
[2]
   Estos dos puntos de vista sobre la genealogía del Señor, lejos de contradecirse se complementan, dándonos una doble faceta de la persona de Cristo. La Real presentada por Mateo siguiendo la linea de David. Y una fase humana siguiendo la linea que culmina en Adán, como nos lo muestra el evangelista Lucas. Tenemos pues la palabra profética mas segura, a la cual hacemos bien en estar atentos.



[1]Jamieson, R., Fausset, A. R., & Brown, D. (2002). Comentario exegético y explicativo de la Biblia - tomo 2: El Nuevo Testamento (139). El Paso, TX: Casa Bautista de Publicaciones.
 [2]Dı́az, S. (2007). Comentario bı́blico del continente nuevo: San Lucas (4). Miami, FL: Editorial Unilit.


facebook: Sergio Simoes
tweeter: @heraldo67


martes, 30 de octubre de 2012

El progreso espiritual del genuino cristiano, (Colosenses).

La Orotava, Tenerife, 05/11/2009.
Leer: Col 2:5-8. 
  
Para enfatizar su amonestación Páblo utiliza ejemplos prácticos, vívidos,  para ilustrar el progreso espiritual del auténtico hijo de Dios:

       Col 2:5  …mirando vuestro buen orden y la firmeza de vuestra fe en Cristo.
            1.-  El ejército: estas dos palabras orden y firmeza son términos militares. Se usaban para describir  a un ejército que se encontraba sólidamente unido contra el enemigo.
El orden  nos habla de la distribución de las tropas en rangos. No todos podemos ser generales de 5 estrellas pero también el general sin sus soldados no puede ganar la batalla.  Cada uno dentro de la iglesia debe ejercer el don que el Espíritu da a cada quién.  La firmeza nos describe a los soldados en formación de batalla, mostrando un frente solido ante el enemigo. Debemos como creyentes progresar en la disciplina y la obediencia a la palabra de Dios,  así como el ejército.

      Col 2:6  Por tanto,  de la manera que habéis recibido al Señor Jesucristo,  andad en él;
            2.-  El peregrino: Nuestro paso por este mundo es transitorio, pasajero, nuestra ciudadanía es celestial no terrenal y nuestra actitud debe ser la de un peregrino, al igual que un extranjero no olvida sus raíces y orígenes. Pero Pablo dice “andad” no dice corred a gatas, sin prisa pero sin pausa se debe andar en los caminos del evangelio, a la luz de la palabra de Dios. Lámpara es a mis pies mi palabra y lumbrera a mi camino. (Consideremos el ejemplo del peregrinar de Abraam y Lot por el desierto). Un peregrino no se enreda en los negocios temporales de esta vida, comprometiendo su origen celestial y descuidando sus responsabilidades inherentes a su ciudadanía a la que pertenece.

       Col 2:7  …arraigados
            3.- El árbol: arraigados es un término asociado a la agricultura. El tiempo de la palabra griega aquí es “siendo arraigados de una vez y para siempre”. Los creyentes no debemos ser llevados de todo viento de doctrinas (Efe 4:14). Unas raíces bien desarrolladas  permitirán una correcta nutrición de la planta, para esto debe tener un adecuado y balanceado riego y radiación de los rayos solares, Todo esto permitirá que las raíces profundicen y dará al árbol una estabilidad que le permitirá resistir los embates de los más furiosos tifones y huracanes. Como hijos de Dios no debemos conformarnos con el conocimiento superficial y poco profundo de las verdades bíblicas. Si ahondamos en ello ninguna falsa doctrina nos hará mover de nuestras arraigadas convicciones. Pasemos pues de ser una semilla recién plantada, a un árbol capaz de permanecer en pie venga lo que venga.

       Col 2:7 … y sobreedificados en él, 
            4.- El edificio: aquí se usa un término arquitectónico, el tiempo que se usa aquí es “siendo edificados”, esto nos indica que al igual que arraigados debemos de una forma continuada y diaria construir el edificio de Dios. Somos piedras vivas en el edificio de Dios, esta palabra significa desarrollándose. No debemos quedarnos inertes sino seguir construyendo el templo de Dios.

       Col 2:7  …así como habéis sido enseñados
            5.- La escuela: Es la palabra de Dios la que afirma la convicción del creyente. Un creyente que estudia su Biblia no será confundido por cualquiera que traiga un mensaje diferente al que se nos ha enseñado. Estamos en la escuela de Dios y a una escuela se viene a aprender. Cuando aprendamos enseñaremos a otros la palabra verdadera.

       Col 2:7  …abundando en acciones de gracias.
            6.- El Río: Esta palabra es usada con frecuencia por Pablo, da la idea de un río desbordándose. El Señor invitó a las multitudes diciendo: “Si alguno tiene sed venga a mí y beba… y de su interior correrán ríos de agua viva (Juan 7:37-37), un río desbordándose es debido a que su cause se le ha quedado pequeño, debido a la lluvia incesante que ha recibido en su cabecera. Es en torno al agua de estos ríos desbordantes de agua donde debe crecer la vida, la vida espiritual en Cristo, llevando a otros que necesitan y tienen sed de Dios. ¿a qué profundidad esta el  nivel del agua de nuestro río? ¿Nos estamos dejando llenar de las lluvias de bendición que caen del cielo?

    Cada una de estos ejemplos nos llaman a la reflexión, en cuanto a nuestra actitud cotidiana en  nuestra vida para con Dios. No es que debamos escoger una de ellas y ponerla en práctica, significa que a cada una de ellas debemos ponerle el debido interés, si queremos ser auténticos Cristianos, verdaderos hijos e hijas del que nos llamó de las tinieblas a su luz admirable. 

facebook: Sergio Simoes
tweeter: @heraldo67

lunes, 29 de octubre de 2012

Introducción a la carta a los Colosenses.

La Orotava, Tenerife, 29/10/2009
Carta Del apóstol Pablo a los COLOSENSES.

A)  AUTOR, FECHA Y LUGAR DE ESCRITURA.
El apóstol Pablo es el escritor de esta epístola. “Pablo, apóstol de Jesucristo por la voluntad de Dios y el hermano Timoteo” (1.1). Se cree que él la escribió en el tiempo que estaba preso en Roma, en su primer encarcelamiento. Al igual que Efesios, Filipenses y Filemón, son llamadas “las epístolas de la prisión o cautividad”.
Pablo solamente fue el escritor de la carta. La mención de Timoteo en el saludo, no indica que él también participara de la escritura de la carta, sino que más bien sirve como referencia, para saber que él estaba preso juntamente con Pablo en Roma, cuando el apóstol escribió esta carta.
La fecha de su escritura es aproximadamente 62-63 años después de Jesucristo , y fue escrita como lo dijimos, desde la cárcel de Roma. El portador de la carta es Tíquico (4.7) , quien acompañado por Onésimo (antiguo esclavo de Filemón, que había huído de su amo, pero que fue evangelizado por Pablo en Roma, y que ahora se disponía a volver con su amo) fue a esta ciudad no solo para llevar la carta, sino también para llevar la consolación que Pablo les enviaba por escrito.  
B)  LA CIUDAD DE COLOSAS.

Colosas fue una población de la provincia romana de Asia Menor, específicamente Frigia, que hoy es parte de Turquía. Situada a unos 160 a 175 Kms. aproximadamente, al Este de Éfeso, cerca del Río Lico. Se presume que fue evangelizada por Epafras y otros compañeros de Pablo (1.7; 4.12) . Se deduce esto, porque Pablo nos dice en la carta que él no conocía personalmente a estos hermanos. “Porque quiero que sepáis cuan gran lucha sostengo por vosotros, y por los que están en Laodicea, y por todos los que nunca han visto mi rostro” (2.1) .
Se cree que esta congregación fue establecida en el tiempo que Pablo estuvo en Éfeso, en su tercer viaje misionero. “Así continuó por espacio de dos años, de manera que todos los que habitaban Asia, judíos y griegos, oyeron la palabra del Señor Jesús” (Hechos 19.10) , donde se hicieron algunas incursiones evangelísticas en la provincia de Asia Menor, y allí fueron convertidos algunos Colosenses. Como se cree: Filemón que fue evangelizado por Pablo (Filemón 19) , también Arquipo, que se cree era hijo de Filemón; Apia, que se cree era esposa de Filemón y también Epafras que fue quien llevó el evangelio a Colosas, Hierápolis y Laodicea (1.6.7; 4.13) . Todos ellos fueron evangelizados en el viaje de Pablo a Éfeso. Se presume que ellos tuvieron un encuentro con el apóstol fuera de Colosas y después de ese encuentro volvieron a Colosas llevando la palabra de Dios. Otras particularidades importantes de esta congregación, es que se reunían en casa de Filemón (Filemón 2) y que estaba compuesta mayoritariamente por gentiles (1.21, 21; 3.5-7) .
 
C)  EL PROBLEMA EN COLOSAS.
     Después del establecimiento de la iglesia en Colosas y de que Pablo junto con sus compañeros se alejaran de Asia Menor, con el paso de los años (se cree de 4 a 5 años) comenzaron a llegar falsas enseñanzas a la iglesia del Señor por falsos maestros que lograron contaminar la iglesia.
     Epafras se ve en la necesidad de informarle a Pablo y viaja a Roma donde Pablo estaba preso y le cuenta la situación. Después de escuchar los problemas Pablo se decide y escribe esta carta para contrarrestar las herejías que se estaban propagando en la iglesia de Colosas. La herejía de Colosas era una mezcolanza de Judaísmo y el gnosticismo incipiente que enseñaba que la salvación es solamente por medio del conocimiento, no del evangelio puro, sino de ciertos misterios inventados por los hombres (“filosofías y huecas sutilezas” , 2.8).
     Era algo muy parecido con la filosofía GNÓSTICA , que recién comenzaba a surgir. Esta palabra “gnóstica” viene de la palabra griega Gnosis, que significa “Conocimiento” . Para estos falsos maestros, la salvación consistía en saber cierta información mística más que en la fe, la obediencia o la santidad. Tomaron un punto de vista intelectual hacia la vida y la religión.

     
Ellos proponían que la materia y el espíritu son opuestos . La materia era supuestamente mala y el espíritu bueno. Creían que la materia era eterna. Pensaban que Dios, siendo espíritu, es completamente BUENO. No puede tener contacto con las cosas materiales. Dios no podía ser el creador del universo por este motivo. El Dios supremo a veces fue llamado PLEROMA que significa “plenitud” (1.19, 2.9).
     Razonaban que Jesús, siendo Divino, no podía venir en cuerpo humano, así mezclando el espíritu bueno y la materia mala. Eso era imposible para ellos conforme a su filosofía. Ellos decían que Jesús solo aparentó tener un cuerpo físico (vemos un contraste de esto en 2.9; 1.22; 1 Juan 4.2-3; 2 Juan 7).
     Alegaban que entre Dios y los hombres hay una serie larga de seres intermedios . Los que están más lejos de Dios eran menos y menos espirituales y más, y más materiales. Cristo fue uno de estos seres intermedios, pero uno de los más espirituales. El más material creó la tierra (contraste con 1:15-19 que enseña que Cristo es la imagen de Dios y creador de todo). Pensaban que el cuerpo (materia) es malo. Dos ideas opuestas resultaron por estos dos pensamientos:
ASCETISMO – Hay que abusar del cuerpo y subyugarlo por negarse a ciertas cosas materiales como algunas comidas u otras cosas (contraste capitulo 2.20-23).
LIBERTINAJE – Hacer lo que se quiera con el cuerpo pues lo importante es el espíritu y éste no es afectado por las acciones del cuerpo (contraste capitulo 3).
Al final, esto resultó en una actitud de superioridad que destruyó en parte la comunión de la iglesia (vea 1.28; 3.11 ). 
TEMA CENTRAL DE LA CARTA.
     Aunque Pablo principalmente se dedica a atacar las enseñanzas falsas que estaban proliferando en la iglesia de Colosas, no podemos obviar que esta carta tiene un completo enfoque Cristo céntrico, o sea, que está centrada en la persona de Cristo.
     Para Pablo, Cristo es el eje principal de todo cuanto hacemos, creemos y hasta pensemos. Él es la respuesta a cualquier problemática de los hombres. Como lo dijo el mismo Jesús antes de partir al Padre: “Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra” (Mateo 28.18 ), Cristo tiene toda autoridad y todo poder en este universo.
     En esta carta se pone en alto la verdad maravillosa de la deidad de Jesucristo, la que muchas denominaciones contradicen:
-Él es la imagen de Dios (1.15);
-Él es el primogénito de toda la creación, o sea, el más importante y exaltado de todo este universo ( 1.15 );
-Él es creador de los cielos y de la tierra, y todo subsiste gracias a él ( 1.16-17 );
-Él es eterno ( 1.17 );
-Él es la cabeza de la iglesia, que es su cuerpo ( 1.18 );
-En él habita toda la plenitud de la deidad ( 1.19; 2.9 ); y
-Él es nuestra esperanza de gloria ( 1.27 ).  

Y el tema central de esta carta lo encontramos en Colosenses 1.18 , que dice: “Y él es la cabeza del cuerpo que es la iglesia, él que es el principio, el primogénito de entre los muertos, PARA QUE EN TODO TENGA LA PREEMINENCIA” .   

facebook: Sergio Simoes
tweeter: @heraldo67


sábado, 27 de octubre de 2012

Himnos históricos: "Cuan grande es Él".


Himnos históricos. gran himno.


Señor, mi Dios, al contemplar los cielos,
El firmamento y las estrellas mil.
Al oír tu voz en los potentes truenos,
Y ver brillar el sol en su cenit.

Las primeras líneas de este himno de adoración nos traen a la mente las palabras del Salmo 8: "Cuando veo tus cielos, obra de tus dedos, la luna y las estrellas que tú formaste,... ¡Cuán grande es tu nombre en toda la tierra!" También lo que Eliú dijo en Job 37:4: "Truena él con voz majestuosa." Pero todas las maravillas de la creación son apenas susurros, los bordes de sus caminos, Job 26:14. El trueno de su poder es que haya enviado a su Hijo para que fuéramos salvos por él.
El himno fue escrito originalmente en el idioma sueco en 1885 por un joven llamado Carlos Boberg. Este se encontraba en su pueblo natal de Mönsterás en la costa de Suecia. Allí también, a la edad de 19 años, había renacido. Se reconoció un pecador perdido y halló descanso en la promesa de Juan 14:13: "Todo lo que pidieres al Padre en mi nombre, lo haré."

Ahora tenía 26 años. Regresando de una reunión, le sobrevino una tormenta violenta. Los relámpagos y los truenos llenaron su corazón de temor reverente. En poco tiempo cesó la tormenta y Boberg llegó a su casa. Desde una ventana contempló la bahía de Mönsterás, ahora en perfecta calma. Escuchaba el canto de un pájaro en el bosque distante. Fue entonces que escribió "O Store Gud" (Oh, Gran Dios), un himno de nueve estrofas.

El himno sueco fue traducido 22 años después al alemán por Manfredo von Glehn, quien vivía en Estonia (que luego sería parte de la Unión Soviética). Del alemán fue llevado al ruso por I.S. Prokhanoff, conocido como el "Martín Lutero de la Rusia moderna." En este idioma fue usado grandemente para la gloria del Señor.

Un misionero inglés, Suart K. Hine, oyó y aprendió el himno en ruso mientras trabajaba para el Señor en Ucrania, otro país que formaría parte de la Unión Soviética. Durante una tormenta en un pequeño pueblo de Checoslovaquia, este siervo enviado por las asambleas de Inglaterra tradujo la primera estrofa del ruso al inglés. Él escribió la segunda estrofa más tarde mientras recorría una región montañosa en Rumania.

Al recorrer los montes y los valles,
Y ver las bellas flores al pasar,
Al escuchar el canto de las aves,
Y el murmurar del claro manantial...

La traducción de la tercera estrofa, donde el autor deja el tema de la creación para recordar la grandeza de la salvación eterna, esperó un tercer incidente. El Señor Hine se encontraba distribuyendo copias de los evangelios entre pueblos pequeños de los países antes mencionados. En esta labor llegó a un pueblito y encontró que el Espíritu Santo había comenzado su obra. Diecinueve años antes, un soldado ruso había dejado su Biblia en el caserío, pero ¡nadie sabía leer! La Biblia permaneció cerrada hasta que por fin una mujer pudo deletrear las palabras de Dios a sus vecinos, llegando a la historia de la cruz. Cuando llegó el evangelista, encontró corazones ya conmovidos por el amor de Dios. Esto le impulsó a escribir:

Cuando recuerdo del amor divino
Que desde el cielo al Salvador envió,
Aquel Jesús, que por salvarnos vino,
Y en una cruz sufrió, por mí murió...

El himno fue terminado muchos años después. Hine y su esposa habían sido usados para conducir centenares de almas al Señor entre los pueblos eslavos, pero se vieron obligados a dejar su obra durante la Segunda Guerra Mundial. Regresaron a Inglaterra y empezaron a trabajar entre los refugiados de los países comunistas.
La preocupación constante de estos pobres era: ¿Cuándo podremos regresar a nuestros hogares? Esta pregunta inspiró la última estrofa:





Cuando el Señor me llame a Su presencia,
Al dulce hogar, al cielo de esplendor,
Le adoraré, cantando la grandeza
De su poder y de su gran amor.

coro

Mi corazón entona la canción:
"¡Cuán grande es Él, cuán grande es Él!"
Mi corazón entona la canción:
"¡Cuán grande es Él, cuán grande es Él!"

Hay por lo menos cuatro traducciones del inglés al español. La que usamos tiene el mayor contenido bíblico, y es obra de A.W. Hotton, de quien no tenemos información.
Lillian Alves

Escuche la música de este himno (haz clic aquí): cuan grande es Él.

viernes, 26 de octubre de 2012

Algunas razones del desánimo.


La Orotava, Tenerife, 25/10/2012.


Algunas razones del desánimo.

Jn 6:67  Entonces Jesús dijo a los doce: ¿Queréis iros vosotros también?

   Atravesamos continuamente experiencias desagradables en nuestra carrera hacia la Canaán celestial. Los frentes que se nos oponen, pueden ser múltiples; El Mundo comandado por Satanás usará todas sus estrategias para hacer que desistamos en nuestro compromiso de ser fieles a Dios.  Quizás esta sea una de las asechanzas más predecibles. ¿Con que pues debemos armar nuestra defensa, en este caso, según la palabra de Dios?; Resistiendo constantemente para que estos huyan. Stg_4:7  Someteos, pues, a Dios. Resistid al diablo, y huirá de vosotros. 

    Muchos de los dardos de fuego a veces tienen su origen dentro de la propia Iglesia, de hermanos que han sido redimidos al igual que nosotros por la misma sangre de Cristo. Seguramente estos ataques sean los que más dolor y decepción nos causen y sean la razón de que muchas personas hoy en día no estén asistiendo a muchas Iglesias. La salida más fácil a este problema tal vez sea decir: “no están entre nosotros, porque no eran de nosotros”, lo he escuchado en algunas ocasiones. Es una aplicación egoísta y carente de todo sentimiento de solidaridad hacia los que no están. Ignorando la verdadera razón por la que se produce constantemente este problema. El evangelista Juan nos describe en sus cartas, la verdadera razón por la que esto ocurre con la frecuencia indebida. La carencia del verdadero y genuino amor. Amor primeramente hacia nuestro Señor, ya que si somos incapaces de amar a alguien al que vemos, ¿cómo amaremos al que es invisible? Juan usa uno de los tres verbos usados en el griego, para describir el amor, y es ágape, este solo se usa, única y exclusivamente, para describir el amor que Dios nos ha manifestado. Un amor que no espera nada a cambio, desinteresado y manifiesto hacia nosotros a pesar de lo que somos. Él nos ama y acepta ¡tal como somos! Si hemos sido aceptados y amados a pesar de nuestras carencias e infidelidades, ¿por qué no hacemos lo mismo con aquellos hermanos que nos ofenden y calumnian? Es lo que Dios espera que hagamos, cada vez que se presentan estos ataques.

    Una razón más se suma al desaliento y al desánimo en el camino, la claridad con que la palabra de Dios nos declara nuestras responsabilidades. En este capítulo 6 de Juan, el Señor les está hablando figuradamente sobre el comer su carne y beber su sangre. La reacción a este mensaje, no se hizo esperar, sus discípulos dijeron: “Dura es esta palabra; ¿quién la puede oír?”. Ellos no se preocuparon por indagar sobre lo que no entendían y que tanto les había incomodado. En otras ocasiones algunos de ellos habían preguntado aparte lo que no les había quedado claro, pero en esta ocasión, la reacción fue abandonar la carrera, tirar la toalla, se habían decepcionado de su maestro, sin darle la oportunidad de que les aclarara sus palabras. El Señor conociendo sus pensamientos les dice que sus palabras son espíritu y son vida. 

    Es interesante el reto que el Maestro les hace a sus discípulos, “¿queréis iros también vosotros?”. Cada vez que sintamos en nuestro interior que la palabra de Dios nos deja al descubierto, planteémonos la misma pregunta, ¿vamos a abandonar por que la luz de la palabra ha descubierto en nosotros la oscuridad que hemos permitido, se aloje en nuestro interior? Pedro una vez mas es el vocero de sus compañeros, haciendo la declaración que disipaba cualquier motivo de cavilación para retroceder. “Señor, ¿a quién iremos? Tu tiene las palabras de vida eterna. Y nosotros creemos y conocemos que tu eres el Cristo, el Hijo del Dios viviente”. ¿Estamos seguros en quien hemos creído? Este será el fundamento inconmovible que nos mantendrá firmes y constantes en el camino a la gloria eterna con Cristo.

facebook: Sergio Simoes
tweeter: @heraldo67


jueves, 25 de octubre de 2012

Fe, esperanza y convicción. ¿las tienes?




Sta Cruz, Tenerife,  27/08/10.

 Tres Historias, tres lecciones (Luc cap. 7). 

Personaje: El Centurión, comandaba unos 100 soldados o más, sería como un coronel actual.
Lugar: ciudad de Capernaum, donde el Señor instaló su centro de operaciones.
Puesta a prueba: su y la nuestra.
Acción: Dios es soberano, El está sobre todo. Nos ilustra quién está al final de todo, su autoridad en la línea de mando.

Esta historia nos muestra dos características de la persona del Señor, Su Poder y su Gracia, el poder manifestado solo por la palabra en la enfermedad. Y la gracia manifiesta de un modo anticipado ya que El Señor, en este momento, había venido a las ovejas extraviadas de Israel, aún no a los Gentiles. En este caso, tenemos a un  centurión Romano, un representante de la opresión y un Gentil, a quien los Judíos ni siquiera invitarían a su casa. Sin embargo una fe autentica y genuina cala en la persona del Señor haciendo manifiesta su infinita misericordia por encima de todas las costumbres establecidas en la sociedad. La única condición que Dios nos pide para actuar en nuestra fe, “si tuvieses fe como un grano de mostaza”. En el pueblo donde se crió, Nazareth, no hizo allí muchos milagros por la incredulidad de ellos. Dios actuará de forma proporcional a lo que creemos que el pueda hacer, una vez más el resultado a la resolución de nuestros problemas será lo que creamos que Él puede hacer por nosotros y en nosotros.
Este siervo nunca se nos dice que vio al Señor, pero sintió el efecto de su poder, al igual que nosotros, Dios ha sanado nuestra alma sin apenas conocerle. 1Pe 1:8  a quien amáis sin haberle visto,  en quien creyendo,  aunque ahora no lo veáis,  os alegráis con gozo inefable y glorioso;

Solo dos veces se refirió el Señor a una gran fe, la mujer Siro fenisa Mt 15:21 y este caso. No hace falta tener conocimiento para tener una gran fe. En estos dos casos tenían en común que ambos eran gentiles. En ambos casos el Señor sana a distancia recordándonos nuestra lejanía de Dios. No importa lo lejos que creas encontrarte del Señor, allí donde te encuentres Dios tiene el poder para sanar tus heridas y manifestar su inmensa misericordia en ti.
Se menciona solo en dos ocasiones donde se nos dice que el Señor se maravilló. En este caso de Luc 7 y Mar 6:6.  Y estaba asombrado de la incredulidad de ellos.  Y recorría las aldeas de alrededor,  enseñando. Dios se maravilla de la fe y también se maravilla de la incredulidad, mostrándonos  la sensibilidad del Salvador del mundo el gran Hijo del Hombre, El comprende nuestra condición.

Personaje: La Viuda.
Lugar: la aldea de Naím, estaba a un día de camino de Capernaum.
Puesta a prueba: su ESPERANSA
Acción: La COMPASION de Dios en acción, La compasión se define como  el sufrimiento de otro sentido en nuestro corazón.

El Hijo del Hombre Compasivo, Lucas se refiere en este aspecto 9 veces en su evangelio y 3 veces en los Hechos, En contraste Mateo solo lo menciona 1 vez, Marcos 3 veces y Juan ninguna. Por eso se le llama a este evangelio del Cristo compasivo. Qué bueno es tener a alguien que se identifica con nuestros problemas.
El Señor tocó el féretro, exponiéndose al aislamiento ceremonial que según la ley se debía guardar, era inmundo por esta causa. Sin embargo sabemos que esto demuestra que el que hacia esto era el mismo Dios. El Señor se identificó con nuestra persona sin contaminarse con nuestros pecados.
El Señor consuela a la madre “no llores más”, podrían parecer vanas estas palabras si no fueran precedidas por lo que aconteció luego, la resurrección de aquel  muchacho. Jesús es Dios ya que solo Él tiene poder sobre la muerte.
El Señor le devolvió a esta madre la esperanza que el pecado por la muerte le había robado. ¿Crees que no hay esperanza para ti? Te presento a uno que es capaz de dar vida a los muertos, Jesucristo.

Personaje: Juan el bautizador.
Lugar: la Cárcel.
Puesta a prueba: sus CONVICCIONES.
Acción: Recordar que tenemos un Dios de Evidencias.

Las convicciones de las generaciones futuras de Israel flaquearon cuando se dejo de lado el transmitirles las grandes maravillas hechas por Dios en el pasado. Algunos creen que esta aparente debilidad de Juan era una actitud echa a posta para que sus discípulos fuesen confirmados por El Señor, mientras que hay otros que creen que fue una acción de duda creada por las aflicciones actuales del predicador Juan.
Un encomio y una crítica (Luc 7:18–35). A estas alturas, Juan el Bautista languidecía en un calabozo de la fortaleza de Herodes. No era lo que Juan había esperado después de haber anunciado que el Mesías prometido estaba en camino. Cualquiera hubiera pensado que el Mesías-Rey iba a inaugurar su reino de inmediato y que su heraldo o precursor, ocuparía un alto puesto de honor, pero en vez de ello, estaba en cadenas.
Juan no tenía conocimiento de los detalles del plan de Dios, por eso, envió a unos de sus discípulos para preguntar a Jesús: “¿Eres tú el que había de venir, o esperaremos a otro?” (7:19) El Hijo del Hombre le tranquilizó señalando las obras que autenticaban su persona y ministerio. En efecto dijo: “Soy quien soy”. Dios hace lo correcto, siempre a su debido tiempo, y Jesús es Dios.
Después que los mensajeros salieron, Jesús hizo un fuerte elogio acerca de la persona y ministerio de Juan el Bautista diciendo que:
1. Era hombre firme en sus convicciones. No se dejó influir por las presiones ni religiosas ni políticas (7:24).
2. Era abnegado. Estaba tan entregado a su tarea profética que se negó a sí mismo, escogiendo llevar una vida simple y rústica, acorde con el mensaje de arrepentimiento que predicaba (7:25).
3. Era más que profeta, porque no solamente predicaba la venida del Mesías, sino que lo había visto en carne y presentado a sus oyentes (7:26, 28).
4. Era un profeta único porque él mismo había sido profetizado como el que anunciaría al Mesías (7:27; Malaquías 3:1).
La crítica del Señor se dirigió a los religiosos que deberían haber sido los primeros en creer, pero que por orgullo y la ceguera de su pecado: “desecharon los designios de Dios respecto de sí mismos, no siendo bautizados por Juan” (7:30). Es decir, que sencillamente no creyeron porque no reconocieron su necesidad de arrepentirse y por lo tanto, no se bautizaron. Jesús los compara con niños petulantes y caprichosos. ¡Qué cosa! Los publicanos respondían positivamente, y los religiosos no. Por lo tanto, merecían ser censurados.

Tenemos tres historias que nos dan ejemplo de que no todo esta perdido, podemos creer, esperar y estar seguro de que Dios está sobre todas las cosas, sean cuales sean las circunstancias.

facebook: Sergio Simoes
tweeter: @heraldo67

miércoles, 24 de octubre de 2012

del Genesis al Apocalipsis.


   La Orotava, 24/10/2012.

del Genesis al Apocalipsis.


   Toda la Biblia encierra la mente de Dios, es el mensaje del creador a su obra maestra, el hombre mismo, la humanidad entera. Como es posible que 40 autores se hayan puesto de acuerdo, en su tema central,  habiendo entre ellos una brecha histórica de más de 1500 años, existiendo entre el Génesis y el Apocalipsis enfoques distintos. Por ejemplo, Moisés (autor del Génesis), un estratega militar que llegó a ser un pastor no solo de ovejas sino de toda una nación; Y Juan un humilde pescador temperamental, cautivado por el llamado, del que posteriormente llegó a ser  su Maestro. Todo esto es posible ya que cada jota y cada tilde, de sus santas páginas contienen la bendita unción del Santo espíritu de Dios; Y he aquí una muestra de ello. Veamos algunas de las similitudes y semejanzas que existen entre el primer libro de la Biblia y el último.




Génesis



Apocalipsis
Creación de los cielos y la tierra (Caps. 1–2)
   Creación de  nuevos cielos y la nueva tierra (Caps. 21–22)
El primer Adán reinando sobre la tierra (1.26)
   El reinado en gloria del Postrer Adán (21.5)
Creación de la noche y los mares (1.5, 10)
   No más noche; no más mar (21.1, 25)
Una esposa para Adán (2.18–25)
   La novia preparada para Cristo (19.7ss)
Un árbol de la vida en Edén (2.9; 3.22)
   Un árbol de la vida en la nueva creación (22.2)
Muerte y una maldición (3.14, 17–19)
   No más maldición; no más muerte ni lágrimas (22.3)
Conflicto entre Cristo y Satanás (3.15)
   Condenación final de Satanás (20.10)
El hombre separado de la presencia de Dios (3.23; 4.16)
   El hombre ve la cara de Dios en gloria (22.4)
Los creyentes en busca de una ciudad (Heb 11.13–16)
   La ciudad santa presentada en gloria (21.10)
«¿Dónde está el cordero?» (22.7)
   El Cordero reina (22.3)
Satanás pronuncia la primera mentira (3.1).

   

   Nadie que mienta entra en la ciudad (21.27)
   ¿Tienes dudas sobre la autoridad que tiene la Biblia como la genuina palabra de Dios? Te invito muy cordialmente a que escudriñes sus páginas, comenzando por los Evangelios, léela con necesidad, como si buscaras ese alimento que tanto deseas cuando estas hambriento. Medita en sus historias con el mismo anhelo que lo haces cuando bebes el agua que tanto necesitamos para sobrevivir. Y te aseguro, por convicción propia, que nunca más serás la misma persona, ya que se operará en ti un cambio de manera radical, cambio que no encontrarás en ningún otro libro.

   En la Biblia encontrarás la paz que el pecado te ha robado, hallarás el perdon que tanto necesitas experimentar y compartir con otros. Y sobre todas las cosas podrás disfrutar de la salvación eterna que solo Dios quiere y puede darte. ¿A que esperas? "Hoy es el tiempo aceptable, hoy es el día de Salvación".
facebook: Sergio Simoes
tweeter: @heraldo67